AQueApostar.com

Hándicap asiático: qué es, para qué sirve y cómo funciona

Entendemos por hándicap asiático un tipo concreto de apuesta en el que dan ventajas o desventajas a uno de los contendientes, a fin de deshacer el empate, a modo de un resultado que provoque que se pueda ganar o perder la apuesta.

Su origen está en Asia, de ahí su nombre, y abre todo un abanico de posibilidades a la hora de apostar a prácticamente cualquier evento deportivo.

Hándicap asiático: ¿qué es?

El hándicap asiático queda representado por un valor numérico en cada evento deportivo. Por ejemplo, un equipo de fútbol puede tener añadido un hándicap asiático de +0,5, lo que significa que al número de goles que marque ese equipo habrá que sumarle 0,5. ¿Para qué sirve esto? Para evitar que se produzcan empates. Si, por ejemplo, el encuentro termina con un resultado 1 – 1, si uno de los equipos tiene un hándicap de 0,5, el resultado será 1,5 – 1.

El hándicap asiático puede ser negativo también. Por ejemplo, podemos apostar por otro equipo y colocarle un hándicap de -1, debiéndole restar 1 gol al total de los que marque. ¿Qué ocurre si por culpa de un hándicap negativo da como resultado un empate? Supongamos que un partido acaba en 2 – 1, pero que el equipo ganador contaba con un hándicap asiático de -1. En ese caso, la apuesta se anula y el dinero es devuelto a los jugadores.

Tipos de hándicap asiático

A grandes rasgos, podemos clasificar hasta cinco tipos distintos de hándicaps asiáticos: entero, medio, de medio gol, de cuartos y 0,0. También se pueden incluir hándicaps según el signo, aunque más que un tipo por sí mismo, el hecho de que sean positivos o negativos es un rasgo más, no un tipo concreto de hándicap.

  • Hándicap asiático entero. Es el tipo de hándicap que añade un valor numérico entero, normalmente 1 o 2. Puede aplicarse en sentido positivo o negativo.
  • Hándicap asiático medio. Es el hándicap que se añade en valor decimal. Por lo general se añade 0,5, pero puede disponerse en valores más altos, como 1,5 o 2,5.
  • Hándicap asiático de medio gol. Es similar al hándicap asiático medio, solo que aquí solo podemos jugar con valores de 0,5, positivos o negativos.
  • Hándicap asiático de cuartos. Es un subtipo del hándicap medio. Al igual que el de medio gol, solamente se puede aplicar un valor de cuarto, empezando por 0,25 por ser hándicap de cuartos, y se puede hacer tanto en sentido positivo como en negativo: +0,25, -0,25, +0,75, -0,75, +1,25, -1,25…
  • Hándicap asiático 0,0. No aplica valor añadido, un Draw no Bet en toda regla. Si el evento termina en un empate, la apuesta queda anulada y el importe jugado se devuelve de manera íntegra.

¿Se puede calcular el hándicap asiático?

Ahora que ya sabes cómo funciona el hándicap asiático, es hora de saber si se puede calcular. Hay apostadores que, paradójicamente, no se llevan bien con los cálculos mentales y les cuesta manejar los hándicaps, sobre todo cuando se tratan de decimales.

No obstante, los cálculos mentales que hay que hacer para tener bajo control el hándicap asiático son muy sencillos y básicos. Simplemente, hay que sumar o restar el valor del hándicap al del resultado final.

Existen calculadoras de hándicap asiático que permiten calcular los nuevos resultados teniendo en cuenta las variables aplicadas. Se pueden utilizar a nivel amateur, pero en las plataformas de apuestas digitales el uso este tipo de herramientas suele estar limitado.

No obstante, son una herramienta muy útil para los apostadores novatos. El concepto de hándicap asiático para los principiantes puede ser al principio intimidante, sobre todo si tenemos en cuenta que hay tipos de apuestas más sencillos.

Saber cómo funciona el hándicap asiático permite aprender poco a poco a jugar con estas variables, incluyendo todos los tipos: hándicaps enteros, medios y cuartos. Con una calculadora se puede en un momento introducir los datos e la apuesta y te muestra al momento todos los escenarios posibles y las ganancias que recibirías en caso de salir ganador.

En la red existen varios sitios donde es posible utilizar una calculadora de hándicap asiático. Todos siguen un método bastante parecido, por lo que la forma de manejarse con todas ellas será bastante similar.

No obstante, algunas calculadoras de hándicap asiático -que es, para muchos, una de las variables más complicadas de manejar en las apuestas deportivas-, cuentan con una opción “más de” y “menos de”. Las apuestas de “más de” o de “menos de” son conocidas como apuestas totales, unas jugadas que se hacen al número de goles totales que se marcarán en un partido en total.

En las apuestas totales no importa qué partido gane o pierda, solo se tiene en cuenta el resultado final. En esta modalidad también se utilizan decimales en forma de 0,5, para eliminar la posibilidad de empate. Por ejemplo, una apuesta más de 1,5 goles quiere decir que ganarás la apuesta si el número de goles marcados entre los dos equipos es igual o superior a 2, y se considerará que pierdes si se anota 1 o ninguno.

Es un tipo de apuesta que permite manejar también otras variables del evento, pudiendo apostar incluso al número de corners en un partido o en una de las mitades, al número de penaltis o al de tarjetas mostradas durante el evento.

ARtículos relacionados